937 648 928 info@glassstyle.es
Seleccionar página

Elegir el tipo de vidrio adecuado es esencial para dar con la ventana que mejor cumpla nuestras expectativas y requisitos de aislamiento. Los diferentes tipos de vidrios para ventanas tendrán que ofrecernos las características que deseamos que tengan nuestras ventanas, de igual modo, ambos elementos, ventana y vidrio, deberán tener una calidad pareja.

Podemos encontrar varios tipos de vidrios para ventanas, entre los que destacamos:

VIDRIOS MONOLÍTICOS

Son vidrios sencillos que suelen instalarse en ventanas de poca calidad, por lo que están más obsoletos. Al tener pocas propiedades aislantes no se recomiendan para su instalación en ventanas que dan al exterior.

VIDRIOS LAMINADOS

Estos vidrios son el resultado de unir dos o más planchas de vidrio, entre las que se intercalan láminas de PVB para lograr una resistencia aún superior. Con estas combinaciones conseguimos vidrios de seguridad y vidrios blindados, que siempre deberán combinarse con herrajes de seguridad.

VIDRIOS CON DOBLE ACRISTALAMIENTO

Los vidrios con cámara o con doble acristalamiento son vidrios formados por dos hojas de vidrio separadas por una cámara intermedia de aire deshidratado que a su vez está sellada herméticamente y sirve para aumentar el aislamiento térmico. La cámara de aire consigue reducir la transferencia de calor entre el exterior y el interior.

Cuando se requiera de un mayor aislamiento térmico, se recomienda que se instalen vidrios con triple acristalamiento, en los que va incorporada una hoja adicional de vidrio generando dos cámaras de aire en vez de una.

Los vidrios con cámara de aire pueden combinarse con otras funcionalidades de aislamiento acústico reforzado, control solar, baja emisividad, refuerzos de seguridad, etc.

VIDRIOS TEMPLADOS

Los vidrios templados se caracterizan por ser fuertes y resistentes. Además, si reciben un impacto fuerte, este tratamiento hace que el cristal se rompa en fragmentos muy pequeños e irregulares, que al no ser puntiagudos se hacen más seguros para los usuarios. Suele utilizarse en puertas de terrazas y patios.

VIDRIOS FLOTADOS

Este vidrio se fabrica a partir de mezclas complejas de compuestos vetrificantes, fundentes y estabilizantes. El conjunto de estas materias se introducen en hornos y se someten a un proceso de fundido, con el fin de que el vidrio fluya por una piscina o baño de estaño, enfriar la plancha de vidrio y poder endurecerla con una alta calidad en su planimetría. Este tipo de vidrio es uno de los más utilizados actualmente en ventanas.

VIDRIOS MATES

Este tipo de vidrio se trata de forma específica al ácido y se caracteriza por tener un acabado mate en la superficie que evita huellas dactilares. Suele fabricarse a partir de vidrio flotado de alta calidad que tras ser tratado con el ácido consigue una superficie que difumina la luz y transforma el vidrio inicial en traslúcido. Suele utilizarse en estancias donde se busca mayor privacidad, como cuartos de baño o dormitorios, también tiene una gran demanda como vidrio decorativo de interiores, en mamparas, muebles o puertas correderas.

VIDRIOS BAJO EMISIVOS

Los vidrios de baja emisividad, como su propio nombre indica, se caracterizan por una emisividad muy baja de la superficie del vidrio en un doble acristalamiento por medio de capas con contenido de plata, el metal con menos emisividad.

Este producto energéticamente eficiente de alta calidad es capaz de reflejar hasta un 70% del calor interior. Su principal ventaja es su eficiencia energética y su aislamiento térmico, a la vez que deja pasar la luz como cualquier otro tipo de vidrio.

Call Now Button
CatalanEnglishSpanish